¿Más yucateco que la chaya?

¡Way! Cuidado con la mata de chaya, que da picazón. No iba a ser de gratis que este arbusto nos iba a regalar todo lo que nos regala, empezando por...